Juan Quesquén

20 junio, 2014

De la organización científica del trabajo a los fondos buitres

¿Es acaso el fin de la organización científica del trabajo? ¿El ocaso de aquel esquema de producción seriada pensada por Frederick Taylor, para incrementar la producción en la modernidad y así maximizar las ganancias de la estructura productiva de las sociedades capitalistas? ¿La finalización de una mentalidad rentística basada en la producción y el trabajo? ¿Si eso es así, asistimos a la muerte de conceptos como capitalismo, trabajo, producción, industria, fábrica, nacidos al calor de la revolución industrial y política desplegada entre los años 1789 y 1848?
8 junio, 2014

Rodolfo Walsh, SEGBA y la prensa incorregible

Impresiona. Es apenas un artículo muy sencillo, que hoy podría ser una nota destacada en la sección “interés general” de un diario capitalino. La misma versa sobre las características de la usina que la antigua SEGBA (Servicios Eléctricos del Gran Buenos Aires), tenía en la década del sesenta para abastecer a la Capital Federal y a una gran parte del conurbano bonaerense de ese entonces. Su título reza: “La luz nuestra de cada noche” y fue escrita por Rodolfo Walsh para le revista “Siete Días”
7 junio, 2014

Violencia es mentir

El anuncio de un recorte del dinero destinado al funcionamiento de los comedores escolares y la copa de leche que reciben los alumnos de las escuelas públicas de la provincia de Buenos Aires, puso en estado de alerta a docentes, padres, gremios y organizaciones políticas y sindicales, las que esta semana denunciaron públicamente que se trata “claramente de un ajuste” que afectará a gran parte de los alumnos bonaerenses. Aquí la opinión de nuestra colega Yanina Lofvall, quien además es docente en los establecimientos públicos provinciales.
3 junio, 2014

La ideología de los escépticos

Una de las falacias más corrientes es asegurar que no hay algo mejor que otra cosa. Los escépticos se han encargado de popularizar esta opinión. Aseguran que no hay una forma de gobernar mejor que otra, por ejemplo, cayendo de esta manera en una contradicción en la mismísima intención del enunciado: “no hay una forma mejor que otra y esta es la mejor de las opiniones (la mía)”. No podemos engañar a la razón y quitarle el aspecto activo del juicio. Este es un legado de algunos pensadores modernos, aún difícil de desacreditar. Para Kant a medida que conocemos, distinguimos por medio del juicio que es nuestra facultad. Al distinguir estamos imponiendo condiciones.
Página anterior
123456789101112131415161718192021222324252627282930313233343536373839404142434445464748495051525354555657585960616263646566676869707172737475767778798081828384858687888990919293949596979899100101102103104105106107108109110111112113114115116117118119120121122123124125126127128129130131132133134135136137138139140141142143144145146147148149150151152153154155156157158159160161162163164165166167168169170171172173174175176177178179180181182183184185186187188189190191192193194195196197198199200201202203204205206207208209210211212213214215216217218219220221222223224225226227228229230231232233234235236237238239240241242243244245246247248249250251252253254255256257258259260261262263264265266267268269270271272273274275276277278279280281282283284285286287288289290291292293294295296297298299300301302303304305306307308309310311312313314315316317318319320321322323324325326327328329330331332333334335336337338339340341342343344345346347348349350351352353354355356357358359360361362363364365366367368369370371372373374375376377378379380381382383384385386387388389390391392393394395396397398399400401402403404405406407408409410411412413414415416417418419420421422423424425426427428429430431432433434435436437438439440441442443444445446447448449450451452453454455456457458459460461462463464465466467468469470471472473474475476477478479480481482483484485486487488489490491492493494495496497498499500501502503504505506507508509510511512513514515516517518519520521522523524525526527528529530531532533534535536537538539540
Página siguiente